Desde Venezuela, editores que han enfrentado persecución política y pobreza, crean red de desinformación proAMLO para obtener recursos

Desde Venezuela, editores que han enfrentado persecución política y pobreza, crean red de desinformación proAMLO para obtener recursos

Desde Venezuela, un grupo de editores ha infectado por años las comunidades digitales de la 4T con información falsa que favorece al presidente Andrés Manuel López Obrador y a su movimiento. A través de una serie de videos, han desinformado a miles de obradoristas, y a pesar de los contantes bloqueos de Meta, el colectivo persiste en su intensión de obtener ganancias por medio de servicios de monetización alternativos.

Dos excolaboradores refirieron a EstadoRed que utilizan esta modalidad propagándística para obtener entre 200 y 300 dólares mensuales, a través de un sistema que les permite evadir el bloqueo económico al que está sometido Venezuela, y evadiendo las prácticas de censura del Estado venezolano.  Por lo menos desde el 2020, un investigador denunció este caso. 

Una colmena de desinformación opera en decenas de páginas y grupos militantes de la 4T a la sombra de Facebook. A lo largo de este sexenio, han infectado las redes del movimiento obradorista con cientos de videos, y han enmielado a su audiencia con desinformación que exalta al presidente Andrés Manuel López Obrador, el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) y algunos de sus principales actores políticos.

Captura de pantalla de uno de los sitios que promovía desinformación en México. Foto: WayBack Machine/Archive

La colmena se moviliza desde tierras sureñas. La mayor parte de los promotores de estos videos son venezolanos: de Guaricó, Miranda y el distrito Capital. Por la cercanía de la 4T con el Gobierno de Nicolás Maduro, hubo quien apuntó a que podría tratarse de una campaña impulsada desde el Estado Venezolano para complacer a sus afines mexicanos. Pero las pistas que dejan detrás estos expertos de propaganda viral y desinformación, revelan una historia distinta: pobreza, bloqueo económico, brecha digital, persecución política y censura, son algunos de sus componentes.

Con titulares escandalosos, esta colmena ha engañado a miles de miembros de la #RedAMLO, y otras comunidades morenistas. Estos promotores de contenido se dispersaron en la Red haciéndoles creer que sus publicaciones eran periodismo independiente, ciudadano, afín al movimiento. Entre los videos que difundieron abundan las falsas acusaciones a opositores de la 4T, y todo tipo de escenarios fantasiosos.

Caprtura de pantalla del sitio mxamlo.com.ve que formó parte de la red de desinformación que operó en México desde Venezuela. Foto: Wayback Machine/Archive

MODO DE OPERACIÓN

El primer paso es publicar los videos en páginas web identificadas como supuestos medios de comunicación, pero que no tienen estructura, ni editores visibles, ni notas firmadas por ningún reportero. Se trata de páginas creadas en serie, con plantillas prefabricadas, y tanto los sitios web, como los contenidos son solo ficción aderezada con nombres como morenamlovers.com, amloficialinfo.com, amloverscdmx.com y cientos similares. Aunque se trata de cientos de dominios, tienen una vida útil breve ya que son desactivados después de pocos meses de operación.

Aspecto de uno de los sitios de la red de nombre newsaldiaamlo.com que se mantiene activo al corte del 5 de septiembre. Los videos eran colocados en la plantilla y al final del sitio aparece la leyenda de Webeyo, servicio de Westcoast Thechonology y el aviso de DMCA. Imagen: Newsaldiamlo.com

Los enlaces son compartidos con titulares escandalosos, en páginas, grupos y comunidades de redes sociales autoidentificadas como militantes de la 4T, que en algunos casos han requerido años para conformarse, pero cuyos administradores permiten la publicación de contenidos sin pasar por filtros moderadores. Otras veces crean sus propias páginas de Facebook con nombres proAMLO.

Una vez publicado el post, consiguen que la curiosidad de los usuarios los motive a dar clic en el enlace, salir de la red social, e ingresar al dominio, donde reproducen el video, y cada vista les genera dólares.

La influencia de esta colmena, cuyo contenido también fue compartido en otras redes sociales y servicios de telefonía, fue tan exitosa, que a diferencia de las campañas de guerra sucia, esta estrategia resulta fácil de identificar, tanto para Meta, como para investigadores y periodistas.

El motivo de esta visibilidad es el modelo de negocio que el creador del proyecto empleó para monetizar los contenidos. De acuerdo con dos excolaboradores entrevistados por EstadoRed, este sistema triangula los pagos de publicidad generados desde Google AdSense, y los reasigna a cada creador de contenido suscrito a la compañía, a través de servicios de pago similares a PayPal, entre estos la francesa Payoneer, que facilita a los creadores de contenido venezolanos obtener pagos de Google Adsense y Facebook.

Sin embargo, el sistema deja abiertos algunos de los datos de identificación de los webmasters o administradores del dominio, entre estos, direcciones, emails, números telefónicos, códigos de Google AdSense, y otros datos sensibles que han permitido que algunos creadores sean identificables.

Datos de dominio que se encuentran disponibles en la red. El sitio web fue un importante promotor de desinformación en México. Por motivos de seguridad, los datos que permitan identificar al administrador fueron protegidos.

Detrás de esta novedad en el mundillo del marketing digital está Westcoast Technology Limited, empresa registrada desde el 2019 el Reino Unido, con el número de registro 12008657 y operaciones en Turquía. Fue fundada por Mehmet Sait Kafadaroglu, quien no respondió a la solicitud de entrevista para esta investigación.

La compañía ofrece por lo menos cuatro servicios, cada uno con diferentes características, que permiten monetizar videos y administrar sitios web: Reklam9, Vidyomani, Adreact y Webeyo.

Recklam9 tenía un grupo administrado por una de sus trabajadoras donde con frecuencia daba instrucciones a los editores, en este caso, sobre la manera de trabajar con Google Analytics. Foto: Facebook

SOBRE LA METODOLOGÍA DE ESTA INVESTIGACIÓN

En entrevista con EstadoRed, los excolaboradores mencionaron que los videos con información falsa sobre México y otros países, entre ellos España, les resultan económicamente rentables. También señalaron que, si en vez de publicar historias sobre México y España, las hicieran sobre Venezula, estarían sujetos  a las prácticas de persecución política y censura que mantiene el Gobierno de Nicolás Maduro, en contra de sus críticos. Al no hacerlo, les retira del foco de atención.

Este reportaje, es la segunda parte de una investigación especial realizada para una organización, la cual no fue publicada, pero tuvo su inicio durante el periodo electoral de México del 2020-2021. Para continuar con esta segunda parte, se optó por cambiar los nombres de los protagonistas de esta historia por seguridad, debido a la situación vulnerable que enfrenta Venezuela en materia de libertad de expresión, y que podría repercutir en los sujetos entrevistados.

Para identificar las características de la red, se siguieron las pistas dejadas entre el panteón de sitios desinformativos que han sido suspendidos o dados de baja después de cumplir su vida útil. Mediante entrevistas y metadatos se logró reconstruir una de las historias detrás de este negocio.

Cabe señalar que, los registros más antiguos de análisis sobre esta red, que fueron localizados al momento de iniciar esta investigación, datan de julio del 2020, fecha en que un usuario de Twitter llamado LaContra Club![@LaContraC], publicó un hilo en el que identificó algunos de los sitios que operaban en México y a las personas que los difundían.

Investigación del usuario de Twitter @LacontraC, publicada el 30 de julio del 2020 en la que identifica la red de desinformación venezolana que operó en México desde el 2018 con los servicios de Westcoast Technology. Fotos: Twitter

LOS PRIMEROS AÑOS

No hay duda de que los creadores de contenido de Venezuela no difieren en talento a los del resto del mundo, pero se encuentran arrinconados entre el bloqueo económico y la persecución política cuando deciden obtener ganancias por sus videos en YouTube y Facebook y emitir comentarios críticos al Gobierno venezolano.

Transgredir las reglas y utilizar la desinformación como mercancía, fue la salida fácil para un grupo de creadores venezolanos que trataron de burlar esta doble muralla con una campaña desinformativa en México, en el momento en que la efervescencia electoral del 2018 hizo brotar numerosas comunidades proAMLO que mantienen una alta actividad en las plataformas.

La audiencia de los videos virales que han tenido éxito en las redes obradoristas no imagina que los videos que reproducen fueron creados a millones de kilómetros de distancia, por personas que si publicaran ese mismo tipo de contenido, pero en contra de su gobierno, podrían ser arrestadas o amonestadas.

Uno de los nodos centrales de esta historia es un joven que se identifica en las redes sociales como llanero de las tierra de Guaricó, agricultor, diseñador de aplicaciones, y creador de contenido.

Esta historia comienza con «Pedro Cortés», cuyos datos disponibles de manera pública lo sitúan como uno de los principales promotores de la red desinformativa. Sin embargo, a pesar de su visibilidad, mantiene incógnitas.

En entrevista con EstadoRed, «Juan Sánchez», uno de los excolaboradores de esta red, relató que Pedro Cortés habría sido víctima de persecución política en Venezuela, en el momento en que trataba de consolidar su negocio de contenidos virales. El motivo, habría sido que publicó críticas al Gobierno de Nicolás Maduro.

“Él [Pedro Cortés] es amigo pero, el es muy cuidadoso estuvo más de seis meses en los calabozos del SEBIN ,. Q es la policia política de maduro detenido por opiniones en contra del regimen”, comentó el excolaborador.

La supuesta detención de Cortés podría estar relacionada con un un tweet publicado en el 2018, en el que un usuario pidió ayuda a Tarek William Saab Halabi, Fiscal general de Venezuela, al que le pidió que liberara a su sobrino, quien se encontraba detenido por motivos políticos.

El nombre, la ciudad en que fue detenido, el sitio en el que fue resguardado por las autoridades y el motivo de la detención, de la persona mencionada en el Tweet, coinciden con la versión que Juan Sánchez dio a este medio. Sin embargo no se pudo confirmar que se tratara del mismo caso. Solo se incluye en este reportaje como ejemplo de la situación represora que se vive en Venezuela.

Captura de pantalla de un tweet sobre una detención por motivos políticos en Venezuela. Foto: Twitter

EstadoRed intentó ponerse en contacto con Pedro Cortés quien no respondió a la solicitud. Aunque no fue posible confirmar que Cortés fue un supuesto preso político en Venezuela, si se encontraron pruebas de que el joven realizó varias publicaciones en un portal ya inactivo llamado “Siempre Venezuela” (siemprevnzla.com), en tono crítico a Maduro, a su gobierno y a algunos de sus colaboradores. De acuerdo con los datos de dominio, este portal fue administrado por Cortés.

Entre los contenidos públicos destacan titulares como: “Niña le dice a Maduro que está cansada de la situación”, “Maduro madura, fue el mensaje que el cantante colombiano le envió a Maduro en la entrega de los premiod Heat Latin Music Awards”, entre otros similares.

Captura de pantalla de una publicación realizada en el portal Siempre Venezuela, del 2017, crítica al Gobierno de Nicolás Maduro. La publicación fue recuperada debido a que el portal fue suspendido. Foto: Wayback Machine/Archive

El domino fue creado en el 2017 y operaba con la misma estructura con la que se llevó a cabo la operación desinformativa en México. Desde este primer proyecto, Cortés, trabajó a través de Vidyomani Video System, un servicio de Westcoast Thechology.

LA SOMBRA VIRAL

Al mismo tiempo que administraba Siempre Venezuela, Cortés promovía a Viral Netk, la empresa que intentaba generar a partir de la gestión de contenido monetizable, el cual no estaba centrado en la política. De acuerdo con la información que Cortés publicó en la Red, ofrecía a creadores de contenido en general, optimizar las ganancias de monetización de sus videos.

En septiembre del 2019, Cortés abrió varios canales y cuentas de redes sociales en los que promovió los servicios de Viral Netk a creadores de contenido como un servicio de monetización más potente que el de YouTube. De acuerdo con su publicidad, la empresa o proyecto ofrecía una capacidad de desplegar 7 anuncios publicitarios por cada visualización de contenido y una ganancia de entre 1 y 2,2 dólares por cada mil visualizaciones.

Viral Netk continuó trabajando con los servicios de Vidyomani y esta supuesta empresa de publicidad, de la que no se logró encontrar información mas allá de los datos de dominio y los vinculados a Pedro Cortés como administrador, está relacionada con varios de los dominios que promovieron la red de desinformación en México.

El dominio de Viral Netk fue registrado en el 2017 a nombre de Cortés, año que coincide con el registro de la página web llamada Siempre Venezuela. Ambas páginas tienen en común datos como el correo electrónico cr603636@gmail.com y fueron difundidas en las mismas cuentas de redes sociales que posee Cortés. Por dar un ejemplo, en la página oficial de Facebook de Siempre Venezuela, Cortés proporcionó como datos de identificación el dominio Viral Netk y el mismo correo que aparece entre los datos de varios dominios de la red desinformativa que operó en México. Es el caso de AMLOMX.Viralnetk.com que aparece como uno de los principales dominios vinculados a esta supuesta agencia.

Información disponible en la página de Facebook Siempre Venezuela donde fue registrado el dominio de Viral Netk y el correo cr603636@gmail.com. ambos vinculados a otros dominios y aplicaciones. Foto: Facebook
Durante el periodo en que estuvo activo el portal de Viral Netk, la mayor parte del tráfico procedía de México. Foto: espacial

Viral Netk y Siempre Venezuela tenían en común, no solo el administrador, sino también el empleo de los servicios de West Coast Technology para optimizar los ingresos obtenidos a través de monetización de contenidos audiovisuales.

MÉXICO: UNA MINA DE ORO

José Maldonado era ejecutivo de una banca local y Juan Sánchez dijo ser abogado. Ambos se sumaron a las campañas de desinformación para obtener pagos por publicidad que, de acuerdo con Maldonado, entre el 2017 y el 2018 alcanzaban sumas de 200 dólares mensuales, pero debido a los constantes bloqueos de Meta, este año las ganancias descendieron a 50 dólares por mes, y muchos decidieron abandonar el negocio. Esto ocasionó que en la red quedaran solo los vestigios de los sitios que se multiplicaron hace dos o tres años.

«Yo subía a diario entre 2 y 4 videos. Generaba entre 10 y 30 mil vistas diarias, ahora difícilmente se llega a mil», dijo Maldonado.

Maldonado afirmó que las noticias virales que realizaban tenían que ser compartidas entre 30 y 40 grupos de Facebook para obtener el alcance que esperaban. Las páginas comenzaron a generar audiencias y estas hicieron crecer los grupos.

“Nosotros usábamos Facebook para hacer viral las noticias, había tantos sitios que las personas no seguía las páginas web, sino que se metían en grupos de Facebook para enterarse de las noticias, Facebook comenzó a atacar las publicaciones de páginas externas, poniendo bloqueos. Antes se podía compartir un video en 30-40 grupos, ahora es imposible hacer eso por lo que las visualizaciones cayeron y el ingreso es mucho menor”.

Sobre esta campaña, Sánchez mencionó que la estructura de la compañía británica les permitía obtener en Viral Netk por cada millar de vistas de videos sobre AMLO, un pago de entre 2 a 3 dólares. Y habrían elegido a la audiencia mexicana porque, según sus datos, los contenidos desinformativos que creaban para este país, tenían un tiempo de vida mayor. Es decir, los contenidos sobre políticos mexicanos eran leídos y releídos entre los grupos de Morena y compartidos durante varios días, en tanto que en audiencias como la europea, el consumo de información es más efímero y aunque la paga es mayor, hay menos lectores.

“México es bueno porque su gente es muy Dada a ver y leer noticias, se involucran mucho en la política y eso para nosotros es bueno pero el CPC (Costo por Clic) y CPM (Costo por Millar) es muy bajo”, señaló Sánchez.

Sánchez sostuvo que el y sus compañeros infectan las redes sociales mexicanas porque no tienen una alternativa que les genere el mismo alcance de monetización al enfrentar el bloqueo de las plataformas en Venezuela, y tampoco pueden promover contenidos críticos sobre el gobierno de su país porque se enfrentan a una censura sumamente violenta.

“Quizá a ustedes les incomode que extranjeros usen sus noticias y publiquen dentro de sus propios medios pero espero me comprendas, nosotros estamos inmersos en un mundo en el que sin dinero no puedes escapar”, afirmó el excolaborador.

Cuando México dejó de ser rentable, Maldonado mencionó que iniciaron una nueva campaña en España, donde el costo por cada millar de clics alcanza los 15 dólares. “En España por cada mil clics te dan alrededor de 15 dólares, en México 2 o 3 dólares por cada mil clic”.

De acuerdo con Sánchez, el modo de operación requiere de la colaboración de varias personas para gestionar los contenidos que se comparten en páginas de Facebook, en el caso de México “Cada creador debe tener al menos 8 cuentas de Facebook para poder tener alcance”, explicó.

PERSECUSIÓN Y CENSURA

Juan Sánchez se ríe cuando le pregunto si al ser detenidos por publicar contenidos en contra de Maduro pueden obtener su libertad a través de una fianza: «Jaja, ¿fianza?, no vale aquí, nada es legal como lo señala la Ley». Otros creadores de contenido coinciden en que intentar publicar contra el Gobierno local sería reprimido con prisión e incluso tortura.

De acuerdo con Sánchez, difundir contenidos críticos al Gobierno puede alcanzar en Venezuela una pena de 15 años de prisión bajo el delito de instigación al odio.

La Ley Constitucional Contra el Odio, por la Convivencia Pacífica y la Tolerancia fue aprobada en Venezuela en el 2017 y establece sanciones de hasta 20 años de prisión a quien incite al odio, discriminación o violencia. Asimismo, legaliza el bloqueo de portales inadecuados por su contenido, y además, quienes difundan mensajes de odio en las redes sociales, cuentan con seis horas para eliminarlos o pagar una multa de cincuenta mil a cien mil unidades tributarias.

La censura en Venezuela ha sido documentada en varias ocasiones. La organización Freedom House denunció que en este país se han generado numerosos casos de violaciones al derecho a la libertad de expresión. En 2022, la ONG informó que las autoridades han cerrado todos los canales de disidencia política y se procesa a los opositores sin procurar el debido proceso. Por otro lado, la crisis económica ha orillado a los ciudadanos a luchar por su supervivencia y a emigrar.

Lo que comparte Sánchez  coincide con lo que mencionó Maldonado, quien trabajó para Reklam9, que forma parte de Westcoast Technology, que distribuye los dominios a los usuarios de Viral Netk y gestiona el pago por monetización. En entrevista confirmó que algunos de los colaboradores de esta compañía enfrentaron persecución y censura del Gobierno de Maduro, en particular cuando publicaban contenido original, que resultaba crítico a las autoridades, o a los actores políticos.

Según explicó Maldonado generalmente este tipo de contenidos eran suprimidos por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones [Conatel], institución que tiene por encomienda bloquear los dominios que considera inadecuados. El editor también dijo saber de casos en que los creadores de contenido fueron arrestados por autoridades, amenazados, obligados a borrar el contenido y supervisados para que no volviesen a publicarlo. Sin embargo, Maldonado señaló que cuando eran encarcelados, eran liberados sin mucha tardanza .

«Generalmente [los creadores de contenido] eran llevados por algún ente policial y amenazados, obligados a borrar el material y supervisados para que no subieran ese contenido de nuevo, si los encarcelaban los liberaban rápidamente […] En ocasiones Conatel cerraba los sitios cuando no encontraban a los administradores de las páginas», dijo Maldonado.

EXPANSIÓN DEL NEGOCIO VIRAL

Pedro Cortés se ha concentrado este año en difundir publicaciones en España. Entre las aplicaciones que ha identificado en la red como suyas, destaca el caso de «Cotilleo España», que está relacionado con el dominio cotilleognralsvm.com, el cual, ya no trabaja con los servicios de Westcoast Technology. Sin embargo, la página de Facebook de su antiguo proyecto Siempre Venezuela, todavía se encuentra vinculada a una red de páginas de España por medio del grupo “YO ESTOY CON ROCÍO CARRASCO GRUPO 2”. En esta comunidad, varios usuarios identificados como venezolanos comparten noticias de España por medio de dominios como “poder4mxamlonews.com” que pareciera haber cambiado de contenido mexicano a español. Este dominio aun mantiene activo el servicio de Vidyomani.

Las aplicaciones como “Cotilleo España” son ofrecidas a través de la plataforma Apkgk.com, y han sido registradas en la plataforma bajo el nombre de Latinovelas.AC.

Captura de pantalla de la aplicación Cotilleo España, diseñada por Pedro Cortés. Foto: Especial

El negocio de Cortés ha crecido en los últimos años. De acuerdo con datos de APK, su aplicación más exitosa es Latinovela, un proyecto prácticamente clonado de un sitio de novelas románticas llamado Litnet, cuyos contenidos son redactados en ruso. Esta empresa fue cofundada por el ucraniano Sergiy Grushko, quien también dirige un proyecto gemelo llamado Booknet que busca penetrar en el mercado latinoamericano.

Portada de una de las historias publicadas en Latinovela. Foto: Latinovela

Los relatos literarios son una manera novedosa con la que Cortés busca obtener ingresos muy lejos de la política. Aunque las redes de desinformación que utilizan los servicios de Westcoast Techonlogy han bajado de intensidad en México, de acuerdo con el testimonio de exempleados, esta actividad se mantiene vigente por la capacidad que tiene la empresa para generar numerosos dominios sin importar cuántas veces sean bloqueados.